Las discusiones de padre e hijo

Durante la etapa de la adolescencia las discusiones entre padres e hijos son comunes, estas discusiones deben de ser moderadas, pues éstas indican que el adolescente está evolucionando en su modo de interpretar la vida y a sí mismo.


En esta época se quiere ser uno mismo, diferenciarse de los demás. Los padres se encuentran en una posición ambivalente entre dar la independencia a los hijos y retenerlos para sí.


Si las veces que ha discutido muchas veces los mensajes son confusos en ambas direcciones por esta contradicción de sentimientos y necesidades que se dan tanto en padres como en hijos.


Los temas motivos de discusión suelen ser los relacionados con el rendimiento en la escuela, amigos, citas, aspecto físico y horas de llegada a casa. Normalmente estas discusiones son más fuertes al comienzo de la adolescencia y suelen suavizarse aproximadamente a los 18 años, entrando en la etapa adulta.


Como en toda convivencia, las normas y los esfuerzos por llevarlas a cabo siempre hacen que resulte más fácil. Discutir sanamente puede beneficiar a ambos, uno para hacerlo responsable y al otro para entenderlo en sus necesidades.

Enlaces patrocinados:
Promocionados:
Escribe tus comentarios en

Las discusiones de padre e hijo

Tu nombre:
Tu mail(no se publicará):
Tu web o blog (opcional):
Tu comentario: